La patronal eléctrica quiere la cabeza del “Follonero”

La patronal eléctrica quiere la cabeza del "Follonero"

A quien le pica, ajos come. La patronal eléctrica Unesa está en pie de guerra contra Jordi Évole, también conocido como  “el Follonero”. La razón, el último programa de Salvados en La Sexta, donde con su tono habitual, el periodista catalán puso en solfa muchas prácticas del sector eléctrico que repercuten negativamente sobre los precios que paga el consumidor final. Podeis ver un resumen de dicho programa aqui en nuestro blog: Oligopoly, la verdad sobre los precios de la electricidad y las gasolinas.

La preocupación no ha sido sólo por el enfoque crítico del programa y por su elevada audiencia, un 11,9% de share, sino también porque la entrevista con el representante del sector que Unesa había facilitado para dar su versión de los hechos finalmente no apareció en el capítulo emitido el pasado domingo. Así las cosas, el espacio se convirtió en un encadenado de críticas: desde acusaciones de oligopolio hasta escaso apoyo a las renovables.

En una conference call del comité de comunicación de Unesa, convocada sólo para tratar el efecto del espacio de La Sexta, se acordó remitir una carta al presidente del grupo Planeta, José Manuel Lara, para pedir una compensación por este mal trato. Planeta es el máximo accionista del grupo Antena 3, donde está integrado La Sexta.

La patronal pide un espacio en Antena 3, ya que ningún alto directivo de las empresas de Unesa quería batirse el cobre cara a cara con Évole, dada la facilidad que históricamente ha mostrado el periodista en dejar retratadas a las más diversas personalidades que han aparecido en el programa.

Vía El Confidencial

Entrevista a Fernando Monera: “el Autoconsumo instantáneo fotovoltaico es ya rentable”

Publicamos la entrevista realizada a nuestro buen amigo D. Fernando Monera, Director de ELECSOL SOLAR y pionero de la fotovoltaica quién resuelve muchas de las dudas que surgen a los ciudadanos sobre el Autoconsumo Instantáneo.

Buenos dias D. Fernando:

Confesarte que es un gran placer poder entrevistarme hoy contigo sobre un tema tan interesante y de actualidad en el sector fotovoltaico como es el autoconsumo instantáneo que ya es una realidad en España.

Junto con D. Gerardo Rojo de la empresa Energía Activa, D. Rafael López-Peña de la empresa Cubierta Fotovoltaica, y D. Antonio Vela Vico de la empresa Solener, eres uno de los pioneros de la fotovoltaica en España con más de 35 años de experiencia… todo un lujo tenerte aquí sin duda.

Para aquellos que no te conozcan destacar de tu extenso curriculum que has sido el Presidente de Atersa durante muchos años, has pertenecido al Consejo de Dirección de Isofoton, y en la actualidad diriges la empresa Elecsol Solar, en tu calidad de Presidente, la cual se ha especializado en la fabricación, distribución y comercialización de económicos kits fotovoltaicos de autoconsumo instantáneo.

Pues bien Fernando,… con esta entrevista y tus expertas respuestas pretendemos solucionar las dudas que surgen a los ciudadanos que quieran sumarse a la democratización de la energía.

Si te parece bien empezamos ya con la misma….

P.- Para una vivienda que tenga un consumo contratado de 5 kW. ¿Qué tipo de instalación tendría que promover el propietario de esa vivienda atendiendo a su curva de generación y de demanda?

R.- Muchas gracias por vuestra amable presentación. En respuesta a tu pregunta comentarte que más que por la potencia contratada, yo lo calcularía en base al costo mensual de la factura eléctrica, ya que ésta nos indica los kilovatios consumidos en el mes. Para una vivienda estándar en España y de acuerdo con las curvas del IDAE, ésta vivienda, durante las horas de sol tienen un consumo mínimo permanente de 1 Kw. (habiten ó no habiten en la casa)

Para ésta vivienda tipo, YA nos marca el sistema de AUTOCONSUMO INSTANTÁNEO  a instalar: 1 KW.

A partir de ahí, depende de las personas que vivan en la vivienda durante las horas de sol: Si tienen servicio domestico, necesitarán más potencia, ya que el aspirador, lavadora lavavajillas etc. estarán funcionando durante éstas horas.

Si además tienen piscina, la depuradora funciona 5-7 horas al día por lo que solamente para éste AUTOCONSUMO, necesitaría 500-600 w. del sistema

P.- Y si en vez de una vivienda fuera un local de negocio… ¿Qué tipo de instalación habría que efectuar atendiendo a su curva de generación y de demanda?

R.- En un local de negocio, teniendo en cuanta que fundamentalmente funcionan en las horas de sol, el ahorro puede ser muy importante.
Para ello, el cálculo sería el mismo: Ver la factura de la luz mensual: supongamos que consumen 200 euros/mes. (2400€/año)
Aproximadamente esto significa un consumo diario de 7 euros/día que en electricidad sería aproximadamente:
– El precio del Kw/hora es de 0,18 euros aprox.
-Consumo diario: 7/0,18= 40 Kw/día x365 días  = 14.195 Kw/año

Si queremos ahorrar aproximadamente la mitad, el sistema tiene que producir al año: 14.195/2 = 7.000 kw.

Por ejemplo, en Madrid tenemos 1680 horas de sol/año, por lo que el sistema tiene que tener una potencia de:

7000Kw/1680horas = 4 Kw. aprox.

Este sistema nos proporcionará 7.000 Kw/año lo que nos ahorraré aprox. 1200 euros anuales (50% de la factura)

En mi opinión podríamos ahorrar hasta el 80% de la factura, instalando 6 Kw en vez de 4 Kw.

P.- Entonces Fernando… ¿Cuál puede ser el ahorro aproximado en ambos casos?
R.- Como hemos dicho anteriormente, en el primer caso poniendo 1 Kw se ahorraría el 40% de la factura eléctrica y el el segundo caso desde el 50% al 80% de la factura

P.- Conocido el ahorro, ¿cuál puede ser su periodo de amortización?

R.- Considerando que el sistema lo forma: los paneles solares, los inversores, la estructura soporte y el montaje e instalación, el periodo de amortización está entre 5 años y 7 años, dependiendo de la complejidad del montaje.

P.- En algunas instalaciones de autoconsumo instantáneo las distribuidoras eléctricas han instalado sus nuevos contadores digitales, llegado a cobrar al Cliente la energía exportada como si fuera importada… ¿qué solución existe a este problema?

R.- En nuestra opinión, los contadores digitales que están programados para que cuenten doble son ilegales, pudiendo decirles a la Compañía eléctrica que lo programen correctamente. Pero por la noticia que tengo la Compañías eléctricas te cobran por ésta reprogramación.
En cualquier caso, cuando salga la REGULACIÓN DEL BALANCE NETO (previsto a muy corto plazo), entiendo que especificará claramente como tienen que contar los contadores digitales. Entonces las Compañías eléctricas estarán obligadas a reprogramarlos, entiendo sin coste para el usuario

P.- Algunas distribuidoras eléctricas, como en el caso de Iberdrola, están exigiendo la instalación de un relé direccional que impida la inyección de kilovatios verdes a la red… ¿cuánto cuesta ese tipo de mecanismo?

R.- Entiendo que no pueden obligar a cortar la inyección a la red.

P.- Es seguro que cada vez va a ser más alto el precio de la Luz y cada vez más barato el precio de la energía solar fotovoltaica ¿Animará a la ciudadanía la subida del precio del pool para autogenerar y autoconsumir su propia energía? ¿Para cuando  prevés este boom del autoconsumo?

R.- Correcto. El boom del  AUTOCONSUMO  es “YA”. Únicamente hace falta el marketing para informar al usuario  de las bondades del  AUTOCONSUMO, ya que todo son ventajas: Ahorro en el recibo de la luz, energía limpia, NO perdidas de transporte, etc.

P.- Sin duda el fin del Oligopolio Eléctrico y de sus redes eléctricas llegará con el autoconsumo fotovoltaico con almacenamiento en baterías. El desarrollo de las baterías para el vehículo eléctrico a nivel mundial contribuirá para ello. Es seguro que la curva de aprendizaje de la batería logrará precios muy competitivos… ¿Para cuándo prevés este momento?

R.- Totalmente de acuerdo. El sector de automoción está invirtiendo millones de dólares en el desarrollo de la batería para los coches eléctricos, basado en los siguientes objetivos:

  • Disminución de peso y volumen,
  • disminución de precio,
  • aumento sensible de la capacidad de las baterías.

Cuando eso ocurra y en mi opinión será antes de 5 años, podremos tener en las viviendas, negocios, naves industriales, fábricas, en fin en casa del usuario un sistema de producción solar que nos permita consumir de día por el sistema solar y consumir de noche con las baterías. Ese será el momento de decirles ADIÓS a las compañía eléctricas y al Real Decreto del Balance Neto, ya que no verteremos nada a la red.

La Verdad que pinta muy bonito Fernando. Creo que merece la pena luchar por ello, y que celebremos el fin del Oligopolio eléctrico que tanta ruina ha traido a este País. La Energía debe ser un bien de interés general. Con la fotovoltaica y sin las redes ello se conseguirá sin duda. El control de la energía debe estar en manos de la ciudadanía “Ya”.

Seguiremos en contacto Fernando, para celebrar los nuevos y próximos éxitos de la solar fotovoltaica. El Sol, a pesar de estar en Otoño, está que quema… Más de un político se va a abrasar las manos como intente apagarlo…

Espero que nos volvamos a reunir pronto… Muchas gracias.

Redacción Efimarket

Demostrado: el apagón nuclear alemán ya genera beneficios económicos y medioambientales

Demostrado: el apagón nuclear alemán ya genera beneficios económicos y medioambientalesEl desastre de Fukushima no provocó la decisión de Alemania de abandonar la energía nuclear, sólo aceleró un proceso que estaba en marcha desde hacía al menos una década, según varios expertos. Los alemanes han conseguido desligar su crecimiento económico del suministro energético y la dependencia atómica.

Cuando la canciller alemana, Angela Merkel, anunció el cierre de ocho centrales nucleares y la revisión del resto, sólo habían pasado cuatro días del accidente de Fukushima, sucedido el 11 de marzo de 2011. Aún se desconocían las dimensiones del desastre y muchos vieron en el apagón nuclear germano una decisión precipitada, cuando no una “estupidez” de los políticos, como titularía la revista Forbes. Sin embargo, los alemanes son demasiado serios y lo que menos hay en el adiós de Alemania a la energía nuclear es precipitación.  Llevaban tres décadas preparándose para un abandono que ya les está dando beneficios económicos y medioambientales.

En una serie especial, el Bulletin of Atomic Scientists (BoAS) ha reunido a una serie de expertos para analizar el desmantelamiento de las centrales nucleares alemanas y su impacto sobre la economía y la vida de los alemanes. Según el plan anunciado por Merkel, aprobado por el parlamento federal alemán en julio de 2011, a las ocho plantas cerradas se le irán añadiendo las otras nueve que siguen operativas de forma paulatina. Para 2022, Alemania ya no tendrá energía nuclear. Otras fuentes, en especial las renovables, tendrán que tomar el relevo. Y esa transición tendrá que hacerse sin poner en peligro la economía del país.

“La decisión alemana de conseguir un futuro sin nucleares fue de todo menos precipitada e irreflexiva”, escribe el editor del BoAS, John Mecklin, en la presentación de los cinco artículos que forman esta edición especial. La decisión de Merkel, una pronuclear en el pasado reciente, bebe en realidad de un poso histórico que nace con las primeras movilizaciones contra la instalación de centrales nucleares en los años 70 y se realimenta con Chernóbil. Fukushima sólo da la puntilla a un cadáver andante. Mucho antes del tsunami que golpeó las centrales japonesas, en Alemania había consenso político y social contra lo nuclear.

Mapa nuclear de alemania
Este es el mapa nuclear alemán a agosto de 2011: Un total de 15 centrales desmanteladas, varias de ellas en territorio de la antigua RDA (en verde), otras ocho paralizadas (en amarillo) y las nueve restantes dejarán de funcionar en 2022. / Bundesamt für Strahlenschutz

Ya en 2002, gobernando una coalición de socialdemócratas y verdes, se aprobó una ley que incluía la prohibición de construir nuevas centrales y limitar la producción eléctrica de las existentes. Con el cambio de gobierno, en 2005, los conservadores no cambian la legislación. A lo más que llegó Merkel fue a ampliar la vida útil de los reactores, medida que anuló tras Fukushima. Hoy, el 90% de la población germana es favorable al apagón nuclear.

De hecho, el gobierno de Merkel aprobó la energiewende, un ambicioso plan para pasar toda la economía alemana a una estructura energética baja en emisiones y sin usar la energía nuclear. Como destaca el profesor de la Universidad Libre de Berlín, Lutz Mez, “la energiewende ha desligado el crecimiento económico del suministro energético”. Alemania es de los pocos países industrializados que ha reducido sus emisiones. Sus necesidades de energía primaria han pasado de 14.905 petajulios (unidad para medir energía) en 1990 a 13.374 en 2011. En ese mismo periodo, las emisiones de CO2 han pasado de 1.042 millones de toneladas a 800 millones de toneladas.

El desmantelamiento nuclear no afecta al crecimiento económico

¿Ha perjudicado esta reducción del consumo energético a la economía alemana? En absoluto. El Producto Interior Bruto (PIB) de Alemania fue de 1,8 billones de euros en 1990. En 2011 ya era de 2,44 billones de euros, un aumento del 36%. Y todo eso, con una reducción de la energía de origen nuclear, que ha pasado del 11,2% hace 22 años, al 8,8% del año pasado. De hecho, aunque el consumo de electricidad ha aumentado, las centrales nucleares han reducido a la mitad sus aportaciones hasta el 17,6%. Una cuarta parte de la electricidad del primer semestre de 2012 ya procedía de energías renovables.

Porque esa es otra de las singularidades del apagón nuclear: su vinculación a la lucha contra el cambio climático. Alemania, cuarta potencia económica y sexto emisor de CO2, se ha propuesto para 2020 reducir sus emisiones en un 40% con respecto al nivel de 1990. Y, para 2050, están confiados en bajarlas hasta el 95%.

“A diferencia de otros muchos países, donde hay una gran división sobre si el apoyo a las renovables tiene sentido desde un punto de vista económico, en Alemania hay un relativamente gran acuerdo sobre su papel crítico en el futuro del país”, razona Miranda Schreurs, también de la Universidad Libre de Berlín. Precisamente, una de las razones del consenso político de los alemanes sobre el apagón nuclear es que ha venido generando una industria alternativa muy pujante. El sector eólico, por ejemplo, daba trabajo a 27.000 personas (entre directos e indirectos) en 2000. Cuando Fukushima, trabajaban 370.000 sólo en la eólica.

Bueno para el medio ambiente, bueno para la economía, pero también bueno para el bolsillo de los alemanes. En el último de los trabajos publicados por el BoAS, el investigador del Instituto de Ecología Aplicada y uno de los miembros del Grupo de Expertos del Energy Roadmap 2050 de la Comisión Europea, Felix Matthes, analiza los diferentes escenarios de precios finales de la electricidad en una Alemania sin nucleares. En el escenario más probable, el recibo de la luz podría subir unos cinco euros por megavatio-hora durante algunos años alrededor de 2022, fecha en la que se apagará la última central nuclear alemana. Sin embargo, también existe la posibilidad de que no suba el precio. También estima que el impacto negativo del cierre de todas las centrales en favor de las renovables sobre el PIB podría suponer el 0,3% en los años anteriores a 2030. Muy poco, si se compara con los riesgos de otro Fukushima.

Visto en esmateria.com

Ultimas noticias sobre la tramitación del Balance Neto Fotovoltaico

Ultimas noticias sobre la tramitación del Balance Neto FotovoltaicoSon muchas las llamadas y correos que recibimos por parte de los profesionales del sector fotovoltaico con la inquietud de si saldrá finalmente publicada o no el texto que regulará el balance neto en España.

Según el Servicio de Información Administrativa el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, el Real Decreto por el que se establece la regulación de las condiciones administrativas, técnicas y económicas de la modalidad de suministro de energía eléctrica con balance neto fue remitido a la Comisión Nacional de la Energía en el primer trimestre del año.

Posteriormente la Comisión aprobó el informe sobre el mismo con fecha 2 de abril de 2012, valorando positivamente el planteamiento del autoconsumo que podría desarrollarse con la nueva modalidad de suministro-produccion con balance neto, porque desarrolla la producción distribuida y permite el cumplimiento eficiente de los objetivos comprometidos.

No obstante, la CNE considera que existe un elevado numero de cuestiones pendientes de concretar. Las consideraciones generales son las siguientes:

– Las características del sujeto de esta modalidad de suministro-producción con balance neto, y especificar cuales son sus derechos y obligaciones.

– Tambien cabria remitir el ámbito de aplicación del proyecto al del Real Decreto por el que se regula la conexión a red de instalaciones de produccion de electricidad de pequena potencia, en lo que se refiere al regimen especial, para situar la instalación dentro de este regimen excepto en lo que atañe a la percepción de su regimen económico.

– Propone revisar la actual estructura de tarifas de acceso en sus términos fijos y variables. Con ello, entre otras ventajas, no se distorsionaría la matriz de ingresos y costes del sistema como consecuencia de la implantación del suministro-produccion bajo la modalidad de balance neto.

– Se propone obligar al pago de las tarifas de acceso por toda la energía horaria neta instantánea consumida. También considera que debe quedar clara la obligación del pago de peajes en calidad de generador en los lapsos de tiempo con energía excedentaria, porque en esos momentos se utiliza la red.

Por otra parte, las consideraciones particulares son:

– El consumidor debería contar con dos equipos de medida sincronizados instalados en paralelo o en serie. De lo contrario, se perdería la contabilización de esta aportación de energía a efectos de la consecución de los compromisos internacionales. Dichos equipos deberían además poder realizar y registrar lecturas con resolución al menos horaria.

– Se considera que el establecimiento de un precio máximo al comercializador por parte del Ministerio de Industria, Energía y Turismo para la prestación del servicio de balance neto no se ajusta a la regulación vigente, ya que la comercialización es una actividad libre. Tampoco corresponde a la Administración determinar si la adquisición de energía con cargo a los derechos por consumo diferido tiene coste o no. La CNE considera que estos aspectos deben ser libremente pactados entre el comercializador y el consumidor.

– Tambien, la Comision considera necesario que los contratos entre consumidores y comercializadores incluyan el metodo de liquidación de la energía en caso de cambio de comercializador.

– Finalmente, para evitar posibles excedentes hiperanuales, debería limitarse la potencia de la instalación de generación a la potencia contratada del consumidor.”

Actualmente el Real Decreto que regulará el Balance Neto se encuentra en la fase final de tramitación en la Subdirección Gral. de Energía Eléctrica, concretamente en el Departamento que dirige D. Santiago Caravantes, donde se están valorando las consideraciones de la Comisión Nacional de Energía.

Posteriormente está previsto que el texto legal pase a modo de borrador al Consejo de Ministros para su aprobación, y posterior promulgación en el BOE tras votación en el Congreso de los Diputados.

Se prevé que antes de finales de este año 2012, nazca el Balance Neto Fotovoltaico en España. Esperemos que nazca no sólo para cubrir el expediente del Ministerio de Industria, sino con visos de futuro.

Otra de las razones por las que creemos que saldrá publicado el balance neto reside en que Iberdrola se está posicionando en la fabricación y comercialización de kits fotovoltaicos de balance neto al objeto de copar muy rápidamente el mercado.

En una reunión mantenida en el día de hoy con el Secretario de la Subdirección Gral. de Energía Eléctrica, la Plataforma Legal Fotovoltaica ha solicitado una reunión urgente para conocer el contenido del texto legal antes que llegue éste al Consejo de Ministros.

Fuente: Suelo Solar

El gas subirá hasta un 8% más con la reforma energética

soria y montoro acarameladosEl Gobierno hizo llegar el jueves por la tarde al Congreso de los Diputados el proyecto de Ley de Medidas Fiscales en Materia de Sostenibilidad Energética, la llamada Reforma Energética, que el Consejo de Ministros había aprobado el viernes anterior para su tramitación parlamentaria. El texto legal incluye una memoria sobre el impacto normativo y económico de las medidas fiscales que incluye.

Esta ley supone la creación de tres impuestos: uno del 6% sobre la generación eléctrica y otros dos sobre la producción y almacenamiento de residuos nucleares, un canon por el uso de aguas continentales para producción eléctrica y la aplicación de impuestos especiales al gas y el carbón.

La citada memoria desvela por primera vez el método para el cálculo y el desglose por tecnologías de las cantidades que el Gobierno prevé recaudar por el impuesto del 6% a la generación, así como el efecto que tendrá sobre los consumidores finales del gas natural. Este combustible se gravará por primera vez con el impuesto sobre hidrocarburos (0,00234 euros/kWh), que hasta ahora solo afectaba a los hidrocarburos líquidos y no los gaseosos. Para el año 2013, y teniendo en cuenta un escenario pesimista y otro optimista, la recaudación por este concepto será de 793 millones de euros, en el primer caso, o 936 millones, en el segundo, según la memoria.

El grueso de esta recaudación procederá del consumo de gas convencional (655 millones de euros en el mejor de los casos) y, en menor medida, del destinado a las centrales de ciclo combinado (281 millones). De estos datos, el Gobierno deduce un fuerte impacto en las tarifas del gas que sin considerar el IVA, subirían entre un 3,05% y un 4,43% (para los clientes de la tarifa de último recurso o TUR). Estas subidas afectarán a 7,4 millones de clientes.

Mayor aún será el impacto de los precios del gas en el mercado industrial, que subirán entre un 5% y un 8% en función de los escalones de consumo anual. Estas alzas afectarán a 3.700 clientes, entre los que se encuentran las plantas de cogeneración (estas suponen un 20% del consumo total) y las 900 instalaciones industriales que producen con gas (azulejeras, papeleras, químicas, automóvil o textil, entre otras).

Aunque los ingresos previstos por los nuevos tributos a la energía ya los anunció el ministro de Industria, José Manuel Soria, tras el Consejo de Ministros del día 14, que cifró en 2.900 millones, la memoria del proyecto de ley ofrece importantes matices. En el caso del impuesto sobre la producción eléctrica, esta calcula unos ingresos de 571,7 millones de euros en las tecnologías del régimen ordinario (nuclear, hidráulica, carbón, gas y fuel), que se derivan de una producción de 190.570 GWh y unos ingresos de 9.529 millones de euros. Este cálculo tiene un inconveniente: son datos de producción y precios de 2011, que han variado sustancialmente este año, en que la recesión ha provocado el derrumbe de la demanda.

Otro tanto ocurre con la recaudación del régimen especial, que incluye las renovables, y que se estima en 687,6 millones por una producción de 91.922 GWh y unos ingresos de 11.460 millones correspondientes al año pasado.

En cuanto a las plantas termosolares, que dejarán de estar primadas a partir de la entrada en vigor de la ley en la parte de su producción con gas o carbón, su retribución descenderá un 12%.

De los dos impuestos nucleares, uno de ellos sobre el almacenamiento centralizado de residuos radiactivos, que afectará al futuro ATC. Teniendo en cuenta que este almacén tiene una capacidad de 6.700 toneladas de metal pesado, la recaudación del tributo durante toda la vida del ARTC será de 469 millones.

Dado que dos comunidades autónomas, Andalucía y Castilla-La Mancha, ya gravan el almacenamiento de residuos (en el primer caso los de baja intensidad de El Cabril) y la ley impide la doble imposición, estas comunidades no podrán aplicarlos en beneficio del Estado. Sin embargo, “esto no supondrá una disminución de los ingresos que recibían”, que serán compensados como establece la Ley Orgánica de Financiación Autonómica.

Ni una palabra sobre el déficit de tarifa

Aunque el ministro de Industria, José Manuel Soria, y la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, subrayaron durante la presentación de la nueva ley energética que el objetivo de la misma es solventar el grave problema del déficit de tarifa, lo cierto es que el texto legal remitido al Congreso para su tramitación parlamentaria no hace ni una sola alusión al déficit. Es más, el objetivo de la norma no es acabar con él, sino “armonizar nuestro sistema fiscal con un uso de los recursos energéticos más eficiente con el medio ambiente y la sostenibilidad”.

Visto en detalle el texto, se llega a la conclusión de que parte de la recaudación prevista se destinará no ya al déficit de tarifa, sino a fines medioambientales (por ejemplo, a costear la gestión de residuos radiactivos y el desmantelamiento de las centrales nucleares) o a paliar los efectos del uso de las aguas continentales para producir electricidad, como es el caso del nuevo canon hidroeléctrico.

Hasta la aplicación del impuesto de hidrocarburos al gas natural o el nuevo impuesto especial al carbón (el llamado céntimo verde) se justifica en el proyecto de ley por razones medioambientales: “El que contamina paga“, señala.

La norma establece que la tarifa de acceso se financiará también a partir de ahora vía Presupuestos del Estado. Sin embargo, mientras el anteproyecto de ley dejaba claro que dicha recaudación se destinaría a financiar costes del sistema eléctrico “vinculados a fines de fomento de las energías renovables” (las primas que reciben) a través de partidas presupuestarias, el proyecto de ley introduce matices, al señalar que en la asignación de créditos presupuestarios para pagar dichas primas, “podrá tenerse en cuenta el importe de dichos ingresos”.

Fuente: Cinco Días

Las eléctricas admiten que subirán la luz para compensar las nuevas tasas de la reforma energética

Las eléctricas admiten que subirán la luz para compensar las nuevas tasas de la reforma energéticaLos que van a pagarlo al final son los consumidores”, se admite sin ambages desde una compañía eléctrica. Y es que el impuesto general del 6% anunciado el viernes por el Ministerio de Industria para los ingresos de todas las empresas energéticas se acabará trasladando al consumidor final. Los hogares, que según datos de Eurostat han sufrido subidas de la luz cercanas al 70% desde 2006, verán cómo sus recibos se incrementan progresivamente cuando la reforma entre en vigor en el mes de enero. Sin prisa pero sin pausa, Endesa, Iberdrola y Gas Natural llevarán el sobrecoste que ahora el Gobierno les impone a las subastas en las que se fija el precio de la luz.

“En definitiva, quien realmente pagará este impuesto serán los consumidores y no las empresas eléctricas propietarias de las centrales. Es, por consiguiente, un impuesto claramente inflacionista que tendrá como destino pagar a esas mismas empresas”, advertía ya en julio un artículo publicado por Economistas frente a la crisis al analizar un posible impuesto a la facturación del régimen ordinario (véase las instalaciones nucleares, térmicas, hidráulicas y de ciclo combinado). Además las grandes eléctricas están integradas verticalmente, lo que aumenta su margen de maniobra.

Por el contrario, las energías limpias no podrán trasladar la tasa, ya que reciben una tarifa fija regulada por ley. “La diferencia entre las tecnologías convencionales y las renovables es que las primeras pueden repercutir un impuesto a la generación en el pool eléctrico y, por tanto, a medio plazo compensarán ese nuevo costo”, se lamenta desde el anonimato una empresa de energías verdes.

El Gobierno no sólo avanzó esa tasa general (que gravará con 571,7 millones a las eléctricas tradicionales y con 688 a las renovables), sino que pondrá en marcha un impuesto nuclear (por el que pretende recaudar 269 millones hasta 2015), un canon hidroeléctrico (otros 304,2 millones) y diversos céntimos verdes. Sólo por la tasa al gas de 2,79 céntimos por metro cúbico se esperan recaudar más de 800 millones. Todo con el objeto de equilibrar los gastos e ingresos del sector. El desfase entre los mismos desde al año 2001 ha generado un agujero de 24.000 millones de euros conocido como déficit de tarifa. “Si no se adoptaran medidas, el déficit acumulado seguiría aumentando año a año y en 2015 podría llegar a ser el doble del actual”, justificó el Ejecutivo.

Los otros impuestos

En ese escenario, no es de extrañar que para las grandes eléctricas la principal preocupación hayan sido desde el principio las tasa nuclear y hidráulica, que les supondrán en conjunto 574 millones. “El impuesto genérico lo van a repercutir. Con las otras tasas lo tienen más díficil”, explican fuentes del sector. Con el futuro de Garoña en el alero, Nuclenor -la sociedad que forman al 50% Endesa e Iberdrola para explotar la instalación- dejaba pasar hace apenas días el plazo para solicitar una prórroga que les permitiera seguir operando la central, ante la incertidumbre regulatoria que se cernía sobre el sector. Con el marco legal ya sobre la mesa, las dos grandes deben echar cuentas para ver si hay posible marcha atrás. El Gobierno les espera con ansiedad para buscar una solución al entuerto. Nadie en el Ejecutivo quiere cerrar la central, pero parece que los números obligan.

Por su parte, la patronal que acoge a las grandes compañías (Unesa) evitó pronunciarse el viernes tras conocer la esperada decisión del Ejecutivo. A mediados de julio, sin embargo, reaccionaba con indignación a la propuesta inicial de Industria, que contemplaba un impuesto lineal de sólo el 4% para el régimen ordinario. “Se come todos los beneficios de distribución y generación. Deja nuestro beneficio a cero”, zanjaba la asociación que preside Eduardo Montes. Según los datos que maneja la patronal, el beneficio neto de las eléctricas en España alcanzó en 2011 los 3.063 millones de euros. Los ingresos que dejarán de apuntarse por la tasa del 6% y por los impuestos nuclear e hidráulica rozan los 1.150 millones. Todo un sablazo a su facturación.

“Estas empresas son las responsables de garantizar el suministro eléctrico”, subrayaba entonces Unesa en su particular aviso a navegantes. “Nadie va a invertir en España”, remataba el viernes un ejecutivo con larga experiencia en el sector, recordando cómo el PP, adalid del libre mercado, apuesta decididamente por la intervención en este nuevo mapa eléctrico. “El espectáculo ha sido bochornoso y ha puesto de manifiesto la absoluta falta de entendimento en el equipo económico. Eso sin contar con que la reforma supone el fin del mercado, con tasas discrecionales para que al Gobierno le cuadren las cuentas, y que genera una incertidumbre perpetua respecto al volatilidad de los marcos legales”, zanjaba.

Fuente: El Confidencial

Visto bueno del Gobierno a la reforma energética, que encarecerá aun más la energía

Visto bueno del Gobierno a la reforma energética, que encarecerá aun más la energíaEl pasado viernes el Gobierno, reunido en Consejo de Ministros, aprobó un anteproyecto de ley (la esperada “reforma energética“) para acabar con el déficit de tarifa y recaudar 2.734 millones, en el que se recogen impuestos a la nuclear, un canon a la hidráulica, un nuevo gravamen del 6% a la producción de energía para todas las tecnologías y céntimos verdes para el gas, el carbón y el fuel oil.

Las medidas vendrán acompañadas de posteriores iniciativas liberalizadoras, como la reducción del número de consumidores con derecho a tarifa regulada (reduciendo de 10kW a 5kW la potencia máxima contratada para poder acogerse a la TUR), anunció el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria.

El nuevo gravamen nuclear tendrá dos partes, que serán un impuesto a la producción de residuos, que procurará ingresos de 269 millones entre 2013, 2014 y 2015, y un impuesto al almacenamiento de residuos que reordenará las distintas fórmulas ya existentes.

En el caso del canon hidráulico, el valor económico de la nueva figura es de 304 millones entre 2013 y 2015, de modo que las nuevas imposiciones para nuclear e hidráulica ascienden a 574 millones.

Además, el Gobierno creará céntimos verdes para el gas natural (804 millones), para la generación eléctrica con carbón (268 millones) y para el fuel oil (38 millones de euros). También se cuenta con los ingresos procedentes por la venta de derechos de emisión de CO2 por 450 millones.

El impuesto a la venta de electricidad del 6%, de carácter estatal, permitirá ingresar 571,7 millones y se aplicará a todas las tecnologías, incluidas las energías renovables.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sánez de Santamaría, calificó la reforma eléctrica de “difícil” y “necesaria”, ya que, de no aplicarse, habría dado origen a un aumento de la deuda de los consumidores con el sector de 5.000 millones de euros al año.

El Gobierno ha repetido hasta la saciedad que al redactar la norma se ha puesto el “objetivo de no trasladar al consumidor el tarifazo eléctrico”, lo que, de haberse hecho, “habría supuesto una subida del recibo del 43% de media”. Lo que no dijo es que igualmente se van a ir trasladando esos costes al consumidor, ya que los nuevos impuestos son sobre la facturación de las empresas, que directamente podrán repercutir en la factura eléctrica de los consumidores.

“La reforma del sistema eléctrico es una de las reformas más necesarias, ya que el agujero de deuda de anteriores ejecutivos asciende a 24.000 millones de euros, y si no se frenaba cada año podría incrementarse en más de 5.000 millones”, añadió Sáenz de Santamaría.

Conviene recordar que, a pesar del enorme aumento del déficit debido a la nefasta política del anterior Ministro de Industria, Miguel Sebastián,   del PSOE, buena parte del déficit generado este año corresponde al Gobierno del PP, que ha trasvasado la única partida de los Presupuestos que asume costes de la tarifa (las subvenciones de los sistemas extrapeninsulares) de nuevo a la tarifa. Además, se ha visto obligado a subir la tarifa de acceso en más de un 20% por decisión del Tribunal Supremo por una denuncia de las eléctricas.

Redacción Efimarket

Las nucleares, responsables de un aumento de 4.000 millones del déficit de tarifa

Las nucleares, responsables de un aumento de 4.000 millones del déficit de tarifa

Lo dice ANPIER (la Asociación Nacional de Productores e Inversores de Energías Renovables), que difundió hace unos días un comunicado en el que asegura que, según sus cálculos, desde que se instaurara la moratoria nuclear, “las grandes compañías eléctricas españolas han recibido más de 4.000 millones de euros por la moratoria, lo que supone, aproximadamente, un 17% del déficit de tarifa acumulado, que asciende a 24.000 millones de euros“.

Cuatro mil millones por no producir ni un kilovatio

Esta Asociación señala en el comunicado que ha hecho público hace unas horas, que “el gobierno debería revisar las ayudas millonarias que cada año reciben estas empresas eléctricas en concepto de la llamada moratoria nuclear” y que “contribuyen a engrosar el déficit de tarifa” (en 2011 fueron concretamente 64 millones de euros; en total, desde que fue puesta en marcha la moratoria, 4.000, según Anpier). Por otra parte, la asociación solicita “que se aproveche la nueva ordenación del sector para diseñar un nuevo modelo energético basado en las energías renovables“. Anpier hace pública esa petición al gobierno “tras el anuncio de que no se solicitará la renovación de la licencia de explotación de la central nuclear de Garoña, perteneciente a las empresas Iberdrola y Endesa”. En España, las propietarias de las seis centrales nucleares (ocho reactores, en total) son Endesa, Iberdrola, Gas Natural y HC Energía.

Con respecto a la “necesidad” de las compensaciones que determinó el gobierno para las eléctricas en concepto de moratoria nuclear, Anpier señala en su comunicado que ya Juan Manuel Eguiagaray, ministro de Industria y Energía desde 1993 hasta 1996, afirmó en su momento que “es conocido que, en pleno proceso de transición a la democracia, el sector público hubo de rescatar financieramente a las empresas eléctricas del país, que se habían embarcado en un proceso de inversión faraónico, derivado de una planificación delirante, en absoluta contradicción con las necesidades constadas de la demanda eléctrica en España” (publicado en Cuadernos de Energía, edición número 21, editado por el Club Español de la Energía). Por cierto, que el apunte delator –y revelador– de Eguiagaray lo recogimos meses después en la edición 78ª de Energías Renovables, concretamente en Otro reportaje sobre el debate nuclear.

Por fin, Anpier señala en su comunicado –también con respecto a la moratoria– que la Unión Europea, “muy pendiente de la nueva reforma del sector”, ha advertido recientemente que “una competencia insuficiente en el sector energético ha contribuido a la constitución del déficit tarifario al favorecer una compensación excesiva de algunas infraestructuras, tales como centrales nucleares” (dictamen del Consejo sobre el programa de estabilidad de España para 2012-2015, págína 26). Léase asimismo sobre el particular La UE imputa “costes ocultos” y “compensaciones excesivas” a Unesa.

Fuente: energias-renovables.com

El balance neto podría ser aprobado en el último trimestre de 2012

El balance neto podría ser aprobado en el último trimestre de 2012Tras la reforma energética, que tratará de reducir el déficit de tarifa, el Ministerio de Industria pretende promulgar el balance netofotovoltaico.

El Sr. Scharfhausen, como Secretario de Estado de Energía ha declarado en  cuánto a la aprobación delBalance Neto, (que será la única vía de subsistencia del sector fotovoltaico español tras la injusta moratoria sufrida), sin concretar fecha, y olvidando el mandato del Real Decreto 1699/2011, de 18 de noviembre (por el que se regula la conexión a red de instalaciones de producción de energía eléctrica de pequeña potencia) que el balance neto se instaurará en España :

I.- de forma gradual y controlada, para evitar todo tipo de especulación

II.- una vez controlado el déficit del sector eléctrico para posteriormente establecer una nueva normativa que permita a los consumidores la producción individual de energía para su propio consumo, compatibilizando su curva de producción con su curva de demanda.

En ocasiones anteriores hemos señalado que es clara, notoria y patente la “mano negra” que cubre las decisiones ministeriales, ya que coinciden estas declaraciones con las de D. Gonzalo Sáenz de Miera, como Director de Prospectiva Regulatoria de Iberdrola, al señalar en Genera 2012 que el Balance Neto es insolidario con la disminución del déficit de tarifa “al no pagar los Pro-consumidores los costes variables de la tarifa”.

Recientemente, D. Ignacio Grandel, como Director del Gabinete del Secretario de Estado de Energía, ha respondido lo siguiente a la pregunta ¿En qué estado de tramitación está la regulación de Balance Neto y cuándo se pretende elevar a Consejo de Ministros para su posterior publicación en el BOE?“:

“Estimado Sr. XXXXXXXXXX,

Entiendo su preocupación y necesidad de concretar un calendario para la aprobación de la regulación sobre balance neto.

Actualmente quedan por concretar algunos aspectos técnicos y normativos por lo que es previsible su aprobación antes de fin de año. No obstante, como conocerá se esta trabajando en una profunda reforma del sistema eléctrico cuyo primer objetivo es la eliminación de la generación de déficit en el sistema.

Por tanto, cualquier decisión normativa, y máxime, dependiente del Consejo de Ministros esta sometida a la consecución del citado objetivo.

Reciba un cordial Saludo,

Ignacio Grangel
Director del Gabinete del
Secretario de Estado de Energía”

Es dificil esperar que el Gobierno cumpla su palabra (que no vale nada, despues de no haber hecho nada de lo propuesto en su programa electoral), pero deseamos que por una vez estén siendo honestos y que realmente se apruebe el balance neto antes de que acabe el año. Esta norma puede tener una gran incidencia en la creación de empleo, así como revitalizar un sector que actualmente agoniza bajo la injusta moratoria fotovoltáica.

Vía Suelosolar

Y volvemos de vacaciones el día que se aprueba la reforma energética en Consejo de Ministros… o no.


Hola a todos! Después de unos necesarios días de asueto en los que hemos  disfrutado del descanso y repuesto fuerzas, volvemos cargados de ganas e ideas para seguir ofreciendo la mejor información sobre energía a nuestros lectores.

Y no podíamos volver en mejor fecha! Precisamente hoy parece que finalmente se aprobará en Consejo de Ministros la cacareada reforma energética, cuya aprobación lleva casi dos meses aplazándose [actualización (27/08/2012): finalmente no se aprobó porque seguían las discrepancias entre Soria y Montoro]. Esos sucesivos aplazamientos no deparan nada bueno. Ya se filtró anteriormente, y así nos hicimos eco en El Blog de Efimarket, de parte del contenido de la citada reforma. Y hay que decir que esta reforma parece que no va a gustar prácticamente a nadie.

Casi todos los actores del sector energético se van a ver afectados por un aumento de la tributación gracias a la aplicación de una nueva serie de tasas que gravarán tanto la generación con energías convencionales como a las renovables, muy castigadas ya por anteriores decretos que han ido reduciendo su retribución, de forma ilegalmente retroactiva y además incumpliendo el contrato firmado entre los productores y el estado.

En el sinsentido y secretismo que rodea el proceso de “cocción” de la reforma, hemos sabido que el Ministro Soria declaraba que “las renovables recibirán más incentivos”. Debe referirse a un futuro lejano, porque todas las acciones de los últimos años, y al parecer también en la línea del nuevo Gobierno, van dirigidas a recortar cuantas más primas del régimen especial sea posible.

Tambien ha habido “pelea de gallos” en el corral. Y es que tanto Soria (Ministro de Industria) com Montoro (Ministro de Hacienda) han tenido sus diferencias durante la elaboración de la dichosa reforma. Los dos gallitos quieren mandar en el corral, y al parecer no se ponían de acuerdo con las tasas y nuevos impuestos que van a cobrar a las empresas energéticas.

Al final ha tenido que salir Super-Soraya, esa Ministra que es capaz de parir, dirigir el Consejo de Ministros y actuar de portavoz del Gobierno a la vez (si fuera hombre seria imposible, ya saben eso que dicen…) y mediar para restarle importancia al revuelo causado por la pelea de Ministros gallitos. Para zanjar la discusión declaró que “aquí al final no decide ni Soria ni Montoro, quien decide es el Consejo de Ministros”, que es un eufemismo para decir que se iba a aprobar lo que a ella le saliera de los ovarios, con permiso de Mariano.

Y en fin, eso es lo que hay. Aqui estamos esperando a ver que demonios aprueban para intentar solucionar el agujero de 25.000 millones de euros del déficit tarifario que cada año engorda entre 6.000 y 7.000 millones de euros adicionales. La cuestión es que esperamos que las nuevas medidas tengan cierta efectividad, porque si ese déficit tuvieran que sufragarlo los consumidores, habría que subir de nuevo el precio de la electricidad entre un 40% y un 60%, cuando actualmente soportamos ya el precio de la electricidad más caro de Europa y probablemente del mundo.

Vaya bienvenida de las vacaciones! Os seguiremos contando las novedades al respecto. Manteneos alerta!

 Redacción Efimarket